Procesión del Silencio

La Procesión del Silencio es de origen Sevillano y es un viacrucis viviente en donde se representa la pasión y muerte de Cristo. Llega a San Luis Potosí en el año de 1954 por padres Carmelitas precedentes de España, quienes inculcan la devoción a toreros por la Virgen de la Soledad del Templo del Carmen. Posteriormente poco a poco se fueron integrando más feligreses de diferentes parroquias.

En este viacrucis participan 30 cofradías con las imágenes de una estación del viacrucis o un Misterio Doloroso del Rosario. Y cada una representa a diferentes Parroquias y Templos de la capital potosina, caracterizadas por sus diferentes colores en sus vestimentas las cuales simbolizan el luto por la muerte de Cristo.

Año con año en punto de las 20horas se abren las puertas del Templo del Carmen y da inicio a esta tradición potosina que llena de reflexión por el dolor que vivió Cristo al caminar con su cruz. Invita a más de dos mil fieles en la religión católica a escuchar su pregonero que se declama al paso de cada imagen.

Algunos de las personas que participan en el viacrucis viviente lo dedican a alguna manda o penitencia.